Los pies

Los pies son para nosotros un órgano imprescindible para mantenernos de pie y para trasladarnos de un lugar a otro. Con la llegada del invierno caminamos más protegidos con toda tipo de calzado que prácticamente no deja que la piel transpire y esta puede ser el factor de todo tipo de duricias.

Por eso se recomienda una buena higiene diaria con agua tibia, sal y jabón y secarse bien los espacios interdigitales, así como no descuidarnos de hidratar con crema los talones y plantas de los pies, porque son las zonas de más presión.

Leer más