Trucos de belleza

  • Desintoxicación de la piel

Tras un exceso nocturno, si es que has pasado una mala noche, tomate un baño purificante, con agua a menos de 37º y pon unas gotas de aceite esencial de bergamota o geranio. Permanece dentro de la bañera durante un cuarto de hora y antes de salir, fricciona tu cuerpo con guante de crin. Una ducha final con agua tibia desentumecerá tus músculos y hara que te sientas mucho mejor

  • Pies frescos con baños de arcilla y pino

Con el buen tiempo llega el momento de lucir uso pies frescos e hidratados. Llenamos el antiguo barreño de porcelana con cinco litros de agua tibia a los que le añado dos cucharadas de arcilla blanca, medio vaso de aceite de oliva y diez gotas de aceite esencial de pio. Dejo los pies en remojo unos 15 minutos, frotándolos bien con las manos de vez en cuando, y después los seco muy bien

  • Eliminar los olores de los pies

Los olores se pueden eliminar siempre con remedios caseros. Tras este baño de pies sugiero hacer un masaje con una crema natural elaborada con una porción de aceite de caléndula, una cucharada de aceite de coco, una cucharada de salvia, un poco de jengibre y dos cucharadas de yogur natural. Usa la batidora y dejar en la nevera un día para que adquiera una consistencia cremosa. Por último masajea los pies con esta loción y deja que actúe durante media hora.

  • Tratamiento Hidratante

Para hidratar la piel de tu rostro recurre a los limones que guardas en el frigorífico y exprime el zumo de 2 de ellos en un bol. Humedece un algodón en él y pásalo por la cara en zonas donde se concentran las arrugas, Deja actuar durante 20 minutos y después aclara.

  • Labios perfectos

Si quieres conseguir que tus labios resulten atractivos aplícate sobre ellos una mascarilla elaborada con hojas de lechuga machacada con u poco de aceite de oliva. Déjala reposar 15 minutos y para retirarla emplea un algodón empapado en agua de rosas. Tendrás unos labios siempre perfectos.

  • Depilación

Para que no se te irrite la piel al depilarte con cuchillas, en vez de utilizar jabón o espuma de afeitar recurre a una crema corporal suave. Aplica una capa gruesa de crema, la cuchilla se deslizará con suavidad y la crema evitará que la piel se irrite.